Página 62 - Notimueble Edici

Versión de HTML Básico

EDITORIAL
LÍNEA
Notimueble
2014
Siguen los traspiés por
la falta de unidad en el sector
Peores los niveles de vida
y libertades de los cubanos
Editorial
Luis Pazos
www.notimueble.com.mx / Año 32 - Num 374 / 2014
P
arece increíble que personas
que trabajan para un mismo fin
y persiguen la misma meta, no
logren unificar criterios, esfuer-
zos y talentos para hacerlo, más
fácil y rápido; pero lo que realmente es más
sorprendente, que se desgasten energías
en tratar de bloquear a quienes van para el
mismo rumbo y finalmente el resultado es
que ni llega uno, ni llega el otro, al objetivo.
No es un hecho aislado de un par de
personas, esta actitud de bloqueo y autode-
strucción se da en el interior de las empresas,
en las asociaciones que supuestamente están
para buscar el bien común de un grupo, en la
oficina, en los condominios, con los vecinos,
no se diga en la escuela (ahí esta el ejemplo
del tan propagado bullying) en fin este es un
mal generalizado que deja serias afectaciones
a quienes se ven involucrados en ello.
Dicen algunos que es cuestión cultural,
pero realmente no lo considero así, pues
quien toma conciencia de que el trabajo en
equipo es mucho más productivo, puede
objetivamente tomar la decisión de hacer
cambios en los patrones de conducta apren-
dida e inclinarse –hasta por conveniencia- al
lado redituable.
Es fácil cegarse y ver solo el beneficio
personal, tal vez se podría hablar de un
sentimiento de envidia que no es otra cosa
sino la sensación de admiración o deseo
por tener algo que otro posee, y el rencor
o resentimiento al ver el éxito del otro. Y
podría agregarse el deseo de que el otro no
tenga aquello que nosotros queremos.
Las formas de expresión de la envidia
son muy numerosas: críticas, ofensas, domi-
nación, rechazo, difamación, agresiones,
rivalidad, venganzas; ahora es fácil entender
porque muchas de las malas relaciones en
la industria del mueble tienen precisamente
su origen en sentimientos individuales mal
canalizados, que repercuten en el ámbito
laboral y afectan socialmente a todo el país.
En el caso concreto de la industria del
mueble, se habla mucho de unidad, de tra-
bajar juntos, pero la verdad es que del dicho
al hecho hay mucho trecho todavía y aunque
se han hecho esfuerzos por lograr la unidad
del gremio, lo cierto es que cada asociación
trabaja siguiendo sus propios intereses, sin
EDITORIAL
Todavía no
aprendemos a
trabajar en equipo
buscar el apoyo de otras agrupaciones. Que
decir de lo que sucede al interior de los grupos,
también se viven rivalidades mal encausadas,
golpes bajos, robos de clientes y de ideas.
Difícilmente el sector del mueble se con-
vertirá en sector estratégico, bajo estas circun-
stancias. Obvio que para nuestros políticos les
queda como anillo al dedo, pues al no existir
unidad y un frente común, ellos deciden prác-
ticamente hacia donde encaminar los recursos,
y toman las decisiones de acuerdo también a
sus intereses y todo porque no hay unidad.
¿Cambio cultural?, tal vez, pero para eso se
requieren de muchas décadas y mientras tanto,
el país sigue sufriendo las consecuencias de
la desunión. Con buena voluntad y un poco
de inteligencia, se podrían dejar atrás todas
estas actitudes de revancha, que como ya lo
dije solo provocan desgaste entre quien las
practica y sobre quien se ejercen.
H
ace 55 años grupos
de estudiantes hosti-
garon al entonces
dictador Fulgencio
Batista contando con
la simpatía de parte de la población.
Un puñado de guerrilleros en la Si-
erra Maestra, opositor al gobierno,
no constituía ningún peligro para su
estabilidad, pero cuando los EUA
le retiran el apoyo a Batista y éste
abandona Cuba, dejando un vacío
de poder, los guerrilleros al mando
de Fidel Castro entran a la Habana
como los liberadores.Hacen a un lado
a los líderes estudiantiles, quienes
fueron el verdadero motor contra el
gobierno de Batista, los encarcelan
o los desaparecen del mapa político.
Entre las primeras declaraciones,
que todavía circulan en un video, el
comandante Fidel Castro promete
que en breve convocaría a elecciones
democráticas. Al poco tiempo, para
sorpresa de muchos cubanos, se de-
clara marxista-leninista. Empieza a
expropiar no solo los bienes de las
grandes empresas norteamericanas
y latifundios, también medianas y
pequeñas empresas y parcelas agrí-
colas de miles de cubanos. Prohíbe
toda actividad industrial, comercial y
educativaa los ciudadanosycentraliza
las decisiones económicas y políticas
en su familia y el partido comunista.
La promesa de convocar “en
breve” a elecciones democráticas la
siguenesperando los cubanos después
de más de medio siglo de gobierno
castrista. Aunque existe una des-
carada dictadura familiar en Cuba,
parecida a la de Corea del Norte,
durante décadas miles de intelec-
tuales y gobiernos han pasado por
alto la situación real cubana al darle
trato de gobernante democrático y
progresista a un dictador por el solo
hecho de decirse socialista.
Al principio Castro no reconoció
el fracaso económico de su gestión,
pero cuando fue evidente le echó la
culpa al “imperialismo norteameri-
cano”, como le aconsejó a Chávez
que también lo hiciera. Los niveles
de vida y libertades de la mayoría de
los cubanos son menores que hace
55 años, antes de la llegada al poder
del dictador Castro. Varias genera-
ciones de cubanos se empobrecieron
y emigró más del 10% del total de
la población. Quienes se quedaron
perdieron libertades económicas
y políticas, realidad soslayada por
izquierdistas latinoamericanos. Los
hermanos Castro se disfrazaron de
socialistas, término que les sirve de
alcahuete para justificar violaciones
a los derechos humanos y lograr una
concentración de poder igual a la de
los reyes en tiempos del absolutismo
LUIS PAZOS
La estafa del socialismo cubano
“Los niveles de vida
y libertades de la
mayoría de los cubanos
son menores que hace
55 años, antes de la
llegada al poder del
dictador Castro.”
E
m p e z a m o s
con el evento
que arranca el
2014 con un
gran esfuerzo
de empresarios del sector privado
aquel en que más de 250 expositores
de diferentes partes del mundo se
dieron cita papar llevar a cabo la
Magna Exposición Mueblera un
evento que logro importantes ventas
millonarias y las más fuertes alian-
zas comerciales. Durante 4 días que
duró la feria los expositores dieron a
conocer sus más nuevos productos,
lo que permitió a los compradores
de las diferentes partes de la repú-
blica y Centroamérica satisfacer sus
necesidades de consumo.
Es una pena que las
grandes empresas en varias
ocasiones se olviden de of-
recer un tiempo para dar a conocer
sus nuevos productos y más ante
las revistas especializadas como
Notimueble y Mueblequipo, ahora
les platico como está la cosa. La
persona encargada de relaciones pú-
blicas y marketing deAcero siempre
se ha negado dar información de
sus productos y lo que tienen para
ofrecer a la industria del mueble.
Cuando se publica algo de informa-
ción de su empresa, es el primero en
reclamar que se publican productos
que no son para la industria del
mueble. Aunque sean grapas todas,
no todas son para el mismo uso. Eso
lo sabemos, lo incomprensible es
que nunca tenga 5 minutos durante
los eventos como las exposiciones
para mostrarnos cuál es su oferta.
En fin, es una lástima que la persona
que es la representante de la empresa
además de no hacer bien su trabajo,
todavía tenga el descaro de reclamar,
cuando se negó en todo momento
la atención. En fin desconocemos
entonces cuál sea el mecanismo .
¿Qué hay de novedades?